Inicio / Historias Sampedranas / José Andrés Rázuri

José Andrés Rázuri

102_21_Razuri

En la galería de héroes de nuestra patria, el nombre de Andrés Rázuri ha pasado siempre desapercibido, como si mereciera estar en segundo plano frente a las evidentes glorias de nombres como Grau, Bolognesi, Ugarte y otros. Sin embargo, su participación decisiva en la batalla de Junín, uno de los momentos más álgidos de la campaña por la independencia de la primera mitad del siglo 19, lo convierte en protagonista de la formación de nuestra nación. Su nombre, que identifica gran cantidad de colegios en Lima y provincias, es muy mentado en elnorte peruano pero prácticamente desconocido en otras regiones del país. Por ello, en este nuevo capítulo de nuestra serie biográfica “¿Y quién fue?”, Derrama Magisterial, a través de su bitácora virtual, rescata del olvido su figura. Conozcamos quién fue Andrés Rázuri:

El nombre de Andrés Rázuri está estrechamente relacionado con los esfuerzos conjuntos realizados por todos los ejércitos libertadores para finiquitar la hegemonía de la Corona Española en los territorios ocupados de la América del Sur.

Andrés Rázuri nació en San Pedro de Lloc, departamento de La Libertad, en el norte del Perú, en 1791. Hijo de Juan José Rázuri y de María Severina Estéves, Andrés Rázuri decidió unirse a las fuerzas que se preparaban para hacer frente al ejército español en épocas en que el virrey, impuesto por el Rey de España, tenía la última palabra sobre el destino de los territorios coloniales. Esta decisión desilusionó a sus padres quienes esperaban que Andrés abrazara la fe y siguiera una carrera sacerdotal (había sido inscrito en los seminarios de San Carlos y San Marcelo de Trujillo).

A la edad de 29 años, este osado patriota peruano se presentó ante el general libertador de nacionalidad argentina, don José de San Martín, para ofrecerle su asistencia en la difícil empresa que este se había propuesto: la expulsión de las fuerzas reales españolas del territorio del Perú. Don José de San Martín destacó a Rázuri al lugar de su nacimiento para que se pusiera con contacto con las organizaciones patriotas que ya empezaban a formarse en aquella época.

Los conocimientos que poseía Razuri de la geografía del norte del Perú (Trujillo, Lambayeque y Piura) fueron bien empleados por San Martín, quien lo envió a esta región a fin de conseguir una fuerte cohesión con las fuerzas insurgentes que se venían formando allí. A su paso por su San Pedro de Lloc natal, Rázuri encomendó a su hermano para que haga uso de un patrimonio personal y comprara ganado, equipo y armas con el objetivo de dotar de todo lo necesario a una unidad de caballería que fue nombrada como Los Dragones de Pacasmayo.

Este pequeño grupo militar fue incorporado luego a los Húsares del Perú, posteriormente conocidos como Los Gloriosos Húsares de Junín. Todos los soldados que se integraron a los famosos Dragones, lo hicieron de manera completamente voluntaria, convencidos de su importante misión libertadora.

José Andrés Rázuri participó de la trascendental batalla de Junín, la cual determinó la derrota de las fuerzas ibéricas en el Perú y ocasionó su consiguiente retiro de la naciente república peruana. Esta batalla tuvo lugar el 6 de agosto de 1824 en las tierras altas cercanas a Lima. En un contexto en que la sierra central y el sur del país eran aun controlados por el ejército realista, el libertador venezolano Simón Bolívar movilizó a sus fuerzas militares a fin de expulsar a los españoles de estos territorios.

Los ejércitos se vieron las caras en Junín, al noroeste del valle de Jauja. En Junín, la intervención de los Húsares del Perú, caballería fundada por Andrés Rázuri, inclinó la balanza hacia los intereses libertadores. La batalla de Junín fue cruenta, hubo encarnizados enfrentamientos con sable, cuerpo a cuerpo y sin disparos de ningún tipo de armas de fuego, razón por la cual las decisiones estratégicas militares fueron determinantes sobre el resultado del enfrentamiento armado.

En circunstancias en que el general La Mar había hecho el pedido expreso al comandante Suárez de salvar, como fuera posible, un escuadrón nacional que había quedado completamente desprotegido, Andrés Rázuri mintió a Suárez y transmitió una orden de ataque inexistente. Fue gracias a este ardid de Rázuri, que los Húsares del Perú lograron derrotar al poder militar español, se había conseguido un gran logro.

Después de la batalla de Junín, los Húsares del Perú, fueron investidos con su nuevo nombre: Los Húsares de Junín, nombre con el que se les conoce hasta hoy. Después de la batalla, La Mar llamó a Andrés Rázuri, a fin de comunicarle que, en realidad, merecía ser fusilado pero que se obviaría este incidente pues, gracias a su patriotismo, se había ganada la batalla,.

Al cesar sus actividades militares, Andrés Rázuri se dedicó a la agricultura, oficio que también había ejercido antes de enrolarse en las fuerzas militares libertadoras. Rázuri dejó de existir un 4 de enero de 1883 a la edad de 92 años. Setenta años después de su muerte, sus restos fueron traslados alPanteón de los Próceres en Lima.

Andrés Rázuri fue uno de los patriotas más destacados y gracias a su incólume determinación de destruir el yugo colonial que había soportado el Perú durante trescientos años, se obtuvieron resultados que consolidaron el nacimiento de una nueva república en la América del sur, la república del Perú.

 

Fuente: http://blog.derrama.org.pe/y-quien-fue-andres-razuri/

Leer también

marco

Don Marcos Carbajal, La Historia de los Inicios del Famoso Curandero Sampedrano

Posiblemente sea el decano de los curanderos norteños. Tiene 89 años de edad y desde …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *